Nuevos Pobres, ¡despierten! Me veo a mi mismo desde afuera, parado frente al mostrador de la pizzería donde trabajo. Contando billetes mientras afuera el cielo se abre dejando una de esas noches pampeanas de ciento ochenta grados de amplitud que te comen desde arriba, englobándote en la...

Read More